Tips sobre cómo agrandar zapatos

Enterate en este artículo cómo agrandar zapatos y volvé a usar ese calzado nuevo sin dolor o molestias. Aprendé también consejos sobre cómo ablandar zapatos de cuero.

Actualizado

pies de una persona. Un pie con zapato marrón y el otro pie solo con media amarilla con azul.

Muchas veces sucede que los zapatos nuevos no terminan de ajustarse a nuestro pie. A veces por que la horma es chica, porque el zapato es angosto o porque equivocadamente nos compramos un talle menos del que nos correspondía. Si tenés unos zapatos que aprietan en los dedos, te recomendamos que sigas leyendo este artículo para aprender cómo agrandar zapatos.

No pruebes trucos extremos, si ninguno de los consejos que te dimos funciona, llevá el zapato a un profesional que sepa como solucionar el problema.

Cómo agrandar zapatos: 6 métodos que podés hacer en casa

Si empezaste a usar unos zapatos nuevos y con el uso te diste cuenta de que te aprietan demasiado, te recomendamos que sigas leyendo este artículo para descubrir los mejores trucos sobre cómo agrandar los zapatos que aprietan. 

  • Freezer o congelador

Cuando se congela, el agua pasa a estado sólido y se expande. Es por esto, que esta técnica ayuda a estirar el zapato de una forma parecida a como lo haría una horma. Esta técnica es muy útil para aplicarla si querés aprender cómo estirar zapatos de cuero.

Para eso:

  1. Llená con agua bolsitas con cierre hermético.
  2. Revisá que estén bien cerradas y que no tengan pérdida por ningún lado.
  3. Acomodá la bolsa dentro del calzado de forma que ocupe todo su interior, podés utilizar más de una bolsa.
  4. Poné los zapatos dentro de otra bolsa plástica, para que la suela no toque la comida que se encuentre dentro del freezer.
  5. Poné los zapatos en el congelador o freezer.
  6. Dejá congelar por unas horas o de un día para otro.
  7. Sacá los zapatos y esperá 30 minutos hasta que la bolsa con agua se empiece a descongelar. No dejés que la bolsa con hielo se descongele completamente dentro del zapato, el agua podría arruinar el zapato por dentro. Ya verás cómo los zapatos que aprietan en los dedosson cosa del pasado.
  • Secador de pelo

El calor es otro buen recurso, y aliado, para expandir los zapatos. Si te preguntás cómo estirar botas de cuero este es un buen método. 

Lo que tenés que hacer es:

  1. Ponete las medias más gruesas que tengas en los pies.
  2. Calzate los zapatos con las medias puestas.
  3. Elegí un nivel medio de calor o mantené una distancia producente entre el material del zapato y el secador.
  4. Pasá el secador por las zonas donde te apriete el calzado. Si tenés zapatos que aprietan en los dedos, tratá de mover los dedos cuando pases el secador.
  5. Usá los zapatos de esta manera hasta que se enfríen.
  6. Repetí el proceso si lo considerás necesario.

No dejés el secador en el mismo lugar por más de 30 segundos. Tené cuidado con las zonas que tengan pegamento, ya que el calor las puede ablandar. 

  • Aerosol estirador de calzado

Esta es otra gran opción si estas buscando cómo agrandar zapatos de cuero. Para esto, tenés que hacer lo siguiente:

  1. Rociá el interior del zapato con el producto. (Leé las indicaciones del zapato antes de hacerlo)
  2. Ponete los zapatos y caminá por unos 15 a 30 minutos.
  3. Repetí el proceso si lo consideras necesario.

Si lo que necesitás es aprender cómo ablandar zapatos de cuero, este producto también es muy recomendado para eso y los pasos a seguir son los mismos.

  • Horma

¿Necesitás saber cómo agrandar botas de cuero? Entonces, esta es una gran opción. También sirve para utilizarlo en zapatos de cuero y otros materiales. Para esto, debés introducir la horma dentro de la bota y dejarlo un par de horas o de un día para el otro. Podés acelerar el proceso, poniendo en la bota el aerosol estirador del calzado.

  • Papel húmedo

Este truco es muy antiguo. Una vez que el papel se seca, se va a expandir y a endurecer, lo que va a ayudar a que el calzado se estire.

  1. Humedecé papel. Podés utilizar papel de diario o revista.
  2. Llená el zapato con el papel húmedo. Si tenés zapatos que aprietan en los dedos, asegúrate de rellenar con papel bien en las puntas.
  3. Dejá reposar hasta que el papel esté seco.

Recordá no empapar el papel, ya que esto podría arruinar el zapato por dentro. No es recomendable aplicar esta técnica en zapatos de cuero como la gamuza o nobuk.

  • Dentro de la casa

Tal vez el truco mas común, pero no por eso menos efectivo, es usar los zapatos, zapatillas o botas dentro de la casa con medias gruesas y por intervalos cortos.

Esperamos que estos consejos te sean de mucha ayuda. Si te interesa saber cómo limpiar tus zapatos de cuero y dejarlos como nuevos, te recomendamos que leas este artículo. O, quizás te interese leer sobre cómo sacar el olor a patas a las zapatillas.

Publicado originalmente