Cómo limpiar el piso de tu hogar: consejos para limpiar pisos de madera, granito, concreto, terracota, baldosa y flotantes.

Los diferentes tipos de piso requieren distintos pasos y productos de limpieza. Aprendé a limpiar tus pisos acá.

Actualizado

cómo limpiar el piso de tu hogar

Mantener limpios los pisos puede ser difícil, ¡sobre todo si no sabés por dónde empezar! En este artículo, vas a encontrar información sobre los tipos de piso más comunes y cómo limpiarlos. Con estos consejos, vas a tener las herramientas necesarias para lidiar con la limpieza.

Los pisos de baldosa pueden limpiarse con un producto para pisos (Cif tiene una amplia gama). Sin embargo, las juntas necesitan un tratamiento especial, ya que suelen mancharse, y para dejarlas relucientes necesitás un cepillo de cerdas suaves y una solución con poca lavandina. Se aconseja leer las instrucciones en la etiqueta del envase y probar el producto en una superficie reducida antes de su empleo.

Cómo se limpian los pisos flotantes

Los pisos flotantes son baldosas sintéticas que simulan superficies de piedra, madera u otros materiales naturales. Estos pisos suelen estar hechos de materiales sintéticos duraderos que son fáciles de mantener. Si necesitás saber cómo limpiar pisos flotantes, podés usar un limpiador de baldosas común, pero asegurate de que el material no se humedezca mucho porque demasiada agua puede hacer que los pisos flotantes se doblen o se hinchen.

Para limpiar tus pisos flotantes seguí estos pasos:

  1. En  un balde con agua diluí un poco de detergente. Podés agregar también alguna esencia que te guste.
  2. Con un trapo de piso, pasá la solución por todo el piso de tu casa.
  3. Dejá secar el piso y tratá de no pisar para no marcarlo.
  4. Cuando termines, podés aplicar un poco de cera para darle brillo. Tené cuidado con la cera porque puede hacerte resbalar.

Cómo limpiar pisos de concreto

Los pisos de concreto son cada vez más populares porque son económicos, resistentes y duraderos. Aunque no tengas pisos de concreto en casa, es posible que en el garage o en el patio haya superficies de concreto que tengas que limpiar de vez en cuando. Acá te dejamos estos consejos para que sepas cómo limpiar pisos de concreto:

  • Ponete guantes de goma resistentes para proteger tus manos.
  • Pasá un trapo o la aspiradora para sacar el polvo y la suciedad superficiales.
  • Llená un balde con agua tibia y limpiador de concreto (lo podés adquirir en tu ferretería local) y revolvé bien la mezcla. No olvides igualmente leer las indicaciones de la etiqueta en el envase con todos los productos comerciales que utilices.
  • Pasá un trapo de piso húmedo, metódicamente, empezando por una esquina. Reemplazá el agua sucia.
  • Secá el piso con un trapo seco o dejá que se seque solo.

Para mantener el brillo, es necesario pulirlo de vez en cuando. Alquilá una pulidora en tu ferretería local o bien llamá a una empresa especializada en pulido y mantenimiento de pisos.

Cómo limpiar pisos de granito

El granito tiene una apariencia sofisticada, pero, si no lo cuidás bien, se puede rayar fácilmente. Usá los siguientes tips para aprender cómo limpiar pisos de granito:

  • Usá productos de limpieza especialmente diseñados para el granito, porque los limpiadores comunes pueden dejar manchas o vetas. Leé siempre las instrucciones del fabricante.
  • Aplicá el limpiador de granito (lo podés adquirir en tu ferretería local) y pasá un paño sobre la superficie, haciendo movimientos circulares para retirar el exceso del producto.
  • Nunca uses paños ásperos, porque pueden rayar el granito.
  • Aplicá un sellador para evitar que se formen manchas.

 

Cómo limpiar pisos de madera

Al igual que otros materiales naturales, la madera se estropea fácilmente si no se la cuida como corresponde. Antes de limpiar pisos de madera, tenés que saber si el piso está sellado o no. Los pisos sellados tienen una capa de barniz a prueba de agua; los pisos que no están sellados tienen solamente una capa de cera.

Si tu piso está sellado, podés pasar el trapo con total tranquilidad: 

  • Verté agua tibia en un balde y agregá limpiador para pisos de madera. Escurrí bien el trapo para que apenas quede con un poco de agua.
  • Pasalo haciendo movimientos circulares.
  • Secá el piso con un trapo seco.

Si tu piso no está sellado:

  • Añadí un poco de agua al limpiador para pisos de madera y esparcí la mezcla en el piso.
  • Para evitar que la madera absorba la humedad, secá rápidamente.

Cómo limpiar pisos de parquet y pisos de madera viejos

Para limpiar los pisos de parquet es importante usar buenos materiales, pero hay productos caseros que pueden hacerte la tarea más fácil. Te enseñamos cómo:

  1. Llená un balde con agua tibia y un chorro de vinagre.
  2. Humedecé un trapo, escurrilo y pásalo por el suelo de parquet. Es importante que el trapo no esté muy mojado, porque los pisos de este tipo no soportan mucho la humedad.
  3. Dejá que el suelo se seque. Ventilá los ambientes para que se sequen más rápidamente.
  4. Para mantener tus pisos de parquet, cada 2 o 3 meses se recomienda esparcir un poco de aceite de oliva con un paño limpio. Esto mantendrá tus pisos en buenas condiciones porque evitará que la madera se seque.
  5. No uses productos comerciales con mucho ácido o silicona, ya que pueden afectar al proceso de rebarnizado.
  6. Para evitar que el suelo de parquet se ensucie sacá el polvillo a menudo con una escoba, y tendrás que limpiarlo con menos frecuencia.

Cómo limpiar pisos de madera antiguos

Para limpiar los pisos de madera antiguos es importante que saques el polvo con frecuencia, que aspires una vez a la semana y que limpies el piso con una franela y limpiador para madera. Asegurate de limpiar las manchas de líquido en el acto y de esta manera vas a poder mantener tus pisos de madera en buenas condiciones por más tiempo.

Cómo limpiar pisos plastificados

En el caso de los pisos plastificados, existen una serie de precauciones que debemos tomar para cuidarlos y para su limpieza.

  • Cubrí las patas de las sillas y muebles con felpa, para no rayar el piso al moverlos.
  • No mojes el piso plastificado ni uses agentes abrasivos.
  • Para limpiar los pisos plastificados, barré para sacar el polvo y pasá un trapo apenas húmedo para terminar de eliminar la suciedad restante.
  • En el caso de necesitar una limpieza más profunda, elegí un limpiador de pisos plastificados comercial.

Cómo limpiar pisos de terracota

Los pisos de terracota son ideales para cocinas, baños y otros ambientes donde el piso tiene un uso intenso. Aunque la terracota no se mancha fácilmente, acumula mucha suciedad. Para limpiarla:

  • Barré un poco para sacar el polvo y la suciedad de la superficie.
  • Pasá un trapo de piso mojado con limpiador de terracota (lo podés adquirir en tu ferretería local).
  • Pasá el trapo hacia adelante y hacia atrás para sacar la suciedad adherida.
  • Refregá las manchas más rebeldes con un cepillo, haciendo movimientos circulares.

Cómo limpiar pisos de baldosas 

Las baldosas son una muy buena opción para los pisos de uso diario en los que puede caer agua (los de la cocina, el baño o el pasillo, por ejemplo). Limpiar las baldosas es mucho más fácil si te acostumbrás a barrer el piso todos los días. Una vez por semana, limpiá los pisos con un trapo húmedo y limpiador de baldosas.

Cómo limpiar pisos flotantes 

Por último, tenemos los pisos flotantes. Los pisos flotantes son baldosas sintéticas que simulan superficies de piedra, madera u otros materiales naturales. Estos pisos suelen estar hechos de materiales sintéticos duraderos que son fáciles de mantener. Si necesitás saber cómo limpiar pisos flotantes, podés usar un limpiador de baldosas común, pero asegurate de que el material no se humedezca mucho porque demasiada agua puede hacer que los pisos flotantes se doblen o se hinchen.

Si tenés alfombra y querés saber cuál es tu mejor opción al momento de elegir una aspiradora, hacé clic en este artículo.  Y si tenés piso de cerámica y necesitás consejos para limpiarlo, seguí este enlace.

Publicado originalmente