Lavarropa semiautomático: ¿cómo funciona y qué hace?

¿Lavado automático o semiautomático? ¿Quizás manual? Descubrí qué es un lavarropa semiautomático y escogé sin problemas el que más te conviene.

Actualizado

lavarropas de color blanco, con pantalla digital y pared amarilla de fondo

Lavarropas semiautomático, ¿qué significa? Este lavarropas es el menos conocido de todos, pero te sorprenderán los beneficios que puede aportar a tu hogar. Si te interesa adquirir este electrodoméstico, pero no sabés con certeza qué es un lavarropas semiautomático, ¡leé con atención!

Cuando vas a comprar un lavarropas, podés escoger entre varios tipos: manuales, semiautomáticos y automáticos. Esta es una decisión importante, ya que es algo que vas a usar muy a menudo y es recomendable que conozcás bien qué tipos de lavarropas existen y cómo funcionan. A continuación, enterate qué diferencia hay entre un lavarropas automático, uno semiautomático y uno manual, y llevate a casa el que mejor se adapte a tus necesidades.

1) Características de los lavarropas manuales

Los lavarropas manuales, como describe la palabra, carecen de motor y deben ser activados con un pedal o una manivela para que funcionen. Son menos habituales en la actualidad, ya que estamos acostumbrados a conectar nuestros electrodomésticos a la corriente para que hagan su función. Sin embargo, este tipo de aparato puede ser muy útil para todo aquel que intente ahorrar gastos y energía. Su funcionamiento es sencillo y suelen ser más pequeños que los lavarropas automáticos y semiautomáticos, por lo que son fáciles de transportar. Si sos un apasionado de la ecología y querés cuidar el medio ambiente, ¡éste es para vos!

2) Qué diferencia hay entre un lavarropas automático y uno semiautomático

¿Qué función tiene el lavarropa semiautomático frente al automático? A pesar de tener un funcionamiento diferente, estos dos tipos de lavarropas tienen varias características en común:

  • Tienen un motor
  • Son eléctricos y digitales
  • Permiten escoger entre varias funciones

Te contamos ahora todas sus diferencias para que tu decisión a la hora de comprar sea más sencilla:

Lavarropa automático y lavarropa semiautomático: cómo funciona

¿Qué hace un lavarropas semiautomático diferente? Este tipo de lavarropas requiere tu atención en cada paso del lavado para ir añadiendo nuevas órdenes al proceso. Primero lavá, después enjuagá, más tarde añadí suavizante, enjuagá de nuevo… Es decir, no tiene un funcionamiento continuo.

El lavarropas automático, en cambio, trabaja solo. No necesitás intervenir ni supervisar desde que empieza hasta que termina el programa de lavado que se haya escogido. Puede lavar, centrifugar y secar sin que vos estés pendiente.

En resumen, un lavarropas semiautomático tiene algunos beneficios frente a uno automático: es menos costoso y puede ayudarte a ahorrar energía ya que no tiene centrifugado; sin embargo, deberás estar pendiente del ciclo del lavado y supervisar el proceso; una desventaja para las rutinas ajetreadas que tenemos hoy en día.

Seguramente ya tenés claro qué significa un lavarropas semiautomático; entonces, ahora podés informarte sobre como limpiar un lavarropas semiautomático o automático en 3 simples pasos o enterarte de los detalles de cómo limpiar la goma del lavarropas.

Publicado originalmente