Así como las costumbres cambian, también lo hacen los productos de limpieza, que suman nuevas fórmulas y presentaciones para lograr una limpieza efectiva de modo más simple y rápida. En una vida cotidiana con cada vez menos tiempo, es importante encontrar soluciones para resolver la limpieza y desinfección de la casa.

Dentro de estos nuevos productos, aparece VIM Lavandina en Gel, que es la nueva generación de lavandinas por sus ventajas de acción y uso. Mata todos los gérmenes y contiene agentes limpiadores, para empezar, pero además tiene otras ventajas.

  • Más precisión y versatilidad: su textura de gel ligero permite una aplicación con mayor precisión, por eso es ideal para áreas pequeñas o de difícil acceso.
  • No salpica: otro factor clave de su viscosidad es que no salpica ni se derrama, por lo que se reduce el riesgo de manchas que solían estar asociadas a la lavandina líquida.
  • Mayor adhesión: por otra parte, al ser más espesa, la lavandina en gel rinde tres veces más que la lavandina líquida porque se mantiene en las superficies por más tiempo.

En cuanto a sus usos, podés aplicarla en el inodoro, bacha y bañera, grifos, mesada de cocina y pisos, entre otros sitios de la casa que necesitan una máxima protección contra gérmenes.