cómo sacar el olor a comida de la casa
Limpieza de la cocina

¿Cómo sacar el olor a comida de la casa?

Si en tu casa cocinan rico, seguro hay olor a comida. Para saber cómo quitar el olor de pescado en la casa, así como el de otras comidas, ¡leé este artículo!

¿A quién no le gusta volver al hogar después de una jornada larga y sentir el olor a comida en la casa? Es, sin duda, una sensación muy reconfortante. Sin embargo, si el menú incluye huevos, pescado o carne, ese olor a comida que nos hacía agua la boca puede volverse desagradable más tarde si no ventilamos la cocina adecuadamente.

Cuando cocinamos, activamos los 5 sentidos para que nuestros platos, además de un rico sabor, sean agradables a la vista y al olfato. Pero todo chef sabe que tan importante como eso es saber cómo eliminar olor a pescado u otros alimentos de la cocina; de lo contrario, los olores acres se vuelven más fuertes con el tiempo, y librarse de ellos se torna más difícil.

Olor a comida en la casa: guía general

Antes de comenzar a cocinar, asegurate de tener la cocina bien ventilada: abrí las ventanas y encendé el extractor. Cuando termines de comer, limpiá las superficies de la cocina con desengrasante (el Cif Power Cream Cocina es muy efectivo). Recordá que una cocina bien ventilada es el primer paso para mantener un ambiente libre de olores. ¿Tenés especial manía con los olores que se acumulan en la cocina? ¿No sabés cómo quitar el olor de pescado de la casa y se te van las ganas de volver a cocinarlo? No te desanimes, seguí leyendo nuestra guía para conocer más trucos de ventilación.

Cómo quitar el olor de pescado en la casa y otros consejos útiles

  • Neutralizá los olores poco agradables con nuevas esencias como vainilla o limón. Son soluciones naturales para los olores no deseados y basta con dejarlos toda la noche sobre la mesada para que actúen eficazmente. Podés tomar un bol y poner rodajas de limones en agua hirviendo o algodón humedecido en extracto de vainilla y ¡listo!
  • Las papas no sólo tienen un sabor delicioso sino también un poder absorbente natural, por lo que también son muy eficaces a la hora de quitar olores. Cortalas en forma de dado y ponelas en tus ollas y sartenes con sal marina. Dejalas actuar durante 2 horas y vas a ver los resultados.
  • La canela es una especia altamente efectiva para quitar olores y puede usarse durante todo el año. Encendé el horno y, mientras se va calentando, esparcí polvo de canela en una fuente. Introducila y dejala hornear durante 20-30 minutos. Después sólo tenés que llevar la bandeja por todos los ambientes de tu casa para que se llenen con su esencia. De modo alternativo, podés llenar una sartén con agua y un poco de canela. Dejala hervir, y la especia comenzará a realizar su trabajo.
  • No olvides desodorizar tu heladera. Para ello, podés colocar un bol con bicarbonato de sodio o con agua y limones cortados en algún estante medio. Esto va a absorber los olores y prevenir que se filtren en tus comidas.

Con estos consejos sobre el olor a comida, ya no vas a tener que preocuparte por los olores después de una rica cena o un almuerzo. A partir de ahora, cuando llegues a tu casa, sólo te resta preguntarte: ¿qué hay para comer?

 

Tip principal:


¡Ventilá, ventilá y no dejes de ventilar! Repetítelo todos los días. Abrí las ventanas de tu cocina y de otras habitaciones de la casa para que se pueda generar corriente. Aunque parezca un consejo obvio, nunca dejes de hacerlo, ya que, al permitir la circulación de aire, evitás que el olor a comida y otros olores fuertes se queden en el ambiente. Productos con rica fragancia como Cif Crema Limón o Cif Crema Flores de Naranjo te ayudan en la limpieza profunda de tu cocina y dejan un aroma refrescante en tu casa.

Consejos útiles:


  • Existen alternativas naturales para aromatizar tu hogar: el limón, la vainilla y la canela son algunas opciones que dan riquísima fragancia.
  • El bicarbonato de sodio es ideal para desodorizar la heladera: ponelo en un frasquito sin tapa y dejá que actúe solo.
  • Al terminar de cocinar, limpiá la mesada y las superficies de la cocina que hayas usado, ya que muchas veces los restos de comida que permanecen allí siguen emanando olor, así como también las fuentes con grasa u ollas. Nosotros te recomendamos limpiar siempre con un detergente con fragancia, como Cif Active Gel.