Cómo limpiar un vestido de gasa paso a paso

Las prendas delicadas requieren unos cuidados específicos. Aprendé qué es la gasa y cómo lavarla en tus vestidos de fiesta acá.

Actualizado

Vestido de gasa negro y sandalias negras

La ropa de gasa – ya sea hecha a partir de algodón, lana o cualquier otro material – es un atuendo popular para el verano o en prendas para ocasiones especiales debido a su gran calidad, ligereza y fluidez. Esta es una tela más delicada de lo normal, por lo que requiere de un tratamiento específico adecuado para que siga luciendo bien. Sin embargo, no es nada difícil y lleva muy poco tiempo.

¿Conocés la mejor manera de cuidar tus prendas de gasa? ¡En este artículo te contamos qué es la gasa y cómo lavar un vestido de gasa en casa paso a paso!

Si tu vestido de gasa está manchado, podés aplicar un removedor de manchas especializado para este tipo de tela sobre la zona antes de lavarlo a mano – siempre siguiendo las instrucciones de la etiqueta del empaque y probando primero una cantidad pequeña de la solución en una zona discreta de la prenda.

¿Qué es la gasa?

La gasa deriva de la palabra persa que significa ‘seda’, es originaria de la ciudad que lleva su nombre, Gaza, y se trata de un tejido delgado y transparente de material sintético o natural utilizado tanto en la producción de ropa como para textiles del hogar. En el mundo de la moda, la gasa es una tela realizada a partir de algodón, lana, seda u otros materiales cuyas principales características son la ligereza y la delicadeza. Otro de sus aspectos más atractivos, especialmente en los meses de más calor, es su capacidad de transpiración – lo que la hace ideal para prendas como faldas, túnicas y vestidos.

Cómo lavar vestidos de gasa

Al ser un material tan delicado, las prendas de gasa deben lavarse siempre a mano. Seguí estos pasos para conseguirlo:

  • Llená un balde con agua fría o templada. Nunca uses agua caliente, ya que podría encoger la prenda.
  • Añadí un poco de detergente suave al balde, como para ropa de bebé o prendas delicadas. Te recomendamos la marca Skip.
  • Remové el detergente en el agua para homogeneizar la mezcla.
  • Sumergí la prenda de gasa en la mezcla y agitala suavemente con las manos. ¿Cómo limpiar un vestido de gasa después de una fiesta? Insistí sobre todo en las áreas que acumulen más suciedad – como el cuello, las axilas o mangas. Nunca manejés la prenda con demasiada fuerza, ya que la gasa es frágil.
  • Escurrí la prenda y vaciá el balde.
  • Volvé a llenarlo con agua limpia fría o templada – nunca caliente.
  • Remojá la prenda de nuevo. Repetí este proceso tantas veces como sean necesarias hasta que el detergente desaparezca por completo.
  • Después de escurrir el detergente por completo, podés envolver la prenda delicadamente en una toalla limpia para absorber la mayor cantidad de agua posible.
  • Colgá la prenda para que se seque al aire libre – pero nunca en una zona muy caliente, como cerca de un radiador, o donde esté expuesta a la luz directa del sol.

Una vez el vestido de gasa esté seco, podés plancharlo con una plancha fría si fuese necesario. Asegurate de que la plancha esté limpia para no transferir ninguna mancha a la prenda. Para más protección, simpre podés colocar una funda de almohada entre el vestido y la plancha.

¿Cómo lavar un vestido de gasa plisado? Seguí los mismos pasos anteriores, pero, si fuese necesario planchar, respetá la forma natural de los pliegues: trabajá en tandas, doblando uno o dos pliegues cada vez, y pasando la plancha de arriba hacia abajo.

Para más artículos sobre el cuidado de la ropa con materiales especiales, aprendé cómo lavar lino para que no se encoja o cómo lavar la seda a.

Publicado originalmente